Read
Our Blog

COMO EVITAR QUE EL NEGOCIO PROPIO CONSUMA TODO NUESTRO TIEMPO

by Lissette Gutierrez | on jun 23, 2015 | Comentarios desactivados en COMO EVITAR QUE EL NEGOCIO PROPIO CONSUMA TODO NUESTRO TIEMPO

El momento en el que el profesional toma la decisión de independizarse y dejar de subordinarse a un superior para convertirse en un empresario exitoso en su propia empresa para disponer de su tiempo y espacio, deja de lado su vida personal y enfoca todas sus energías ya que dicha decisión implica mucho tiempo e inversión antes de ver los frutos que la misma pueda generar.

El diseñar e implementar la creación de una empresa implica muchas actividades que en su conjunto conformaran los diferentes procesos y sistemas de la organización, si la decisión fue totalmente innovadora tomará bastante tiempo antes de que proporcione utilidades, debido a que se debe realizar la planificación, organización, dirección y control de cada una de las actividades para lograr el posicionamiento en los nuevos mercados y en la mente de los consumidores.

Sin embargo cabe aclarar que por ser el gerente una persona emprendedora implica también decir que es el quien desempeña todas las funciones dentro de la nueva empresa, y llega un momento determinado en el que se da cuenta de que su vida gira en función del negocio y no como debería ser el negocio en función de su vida.

Cuando el negocio se vuelve dueño de tu tiempo y espacio, es el momento justo para implementar nuevas estrategias y lograr hacer frente al entorno tanto interno como externo, es una señal bastante positiva en función a los objetivos y metas establecidos ya que el negocio ha crecido y por lo tanto las necesidades, los procesos y procedimientos dentro de la organización también deben hacerlo. Hay que flexibilizar en algunos casos y en otros hacer cambios.

 

Depende mucho de la visión que posea en ese momento el gerente para lograr el éxito o fracaso de su organización, porque cuenta con muchas capacidades y experiencia en algún área especifica, sin embargo esto no es suficiente para enfrentar el cambio de ser una persona que recibe ordenes a ser una persona que toma decisiones, administra los recursos, promociona y distribuye el producto a los consumidores.

 

Cuando el gerente tiene clara la figura de que no necesita conformar un equipo de trabajo para delegar funciones esta preparado para pasar a la siguiente etapa, que es la estabilidad y equilibrio ya que conoce el negocio, pero solo interviene como la persona que toma decisiones y el negocio forma parte de su vida, no su vida es el negocio.

 

Al haber madurado y crecido enfrentando las diferentes situaciones y etapas de la empresa el emprendedor se convierte en el dueño de su tiempo y espacio, obteniendo satisfacción con el cumplimiento de las metas establecidas que le costaron tiempo, dinero y esfuerzo, para llegar a entender que los estudios preparan para ser el empleado de otro y no así para dirigir su propio negocio esto último solo se consigue con la experiencia, perseverancia y aprovechar los costos de oportunidad.

 

Lissette Gutiérrez

Otra cosa es con Guitarra…                               

Categories: Blog

Comments are closed.